El impresionante Parque Queulat

Por: Ivonne Coñuecar Araya / Periodista y Fotógrafa
Contacto: ica@carretera-austral.net

La voz Queulat significaba “sonido de cascadas” para los chonos. Se caracteriza por ser un territorio prístino cubierto de un bosque lluvioso templado costero. Su clima es marítimo templado de alta pluviosidad, alcanzando los 3.500 a 4.000 mm anuales. El siempreverde contrasta con los ventisqueros y abundan laderas rocosas, valles y abruptas pendientes, lo que evidencia los miles de años transcurridos tras la glaciación. Se ubica al sur de Chaitén y a 165 Kms al norte de Coyhaique, tiene una extensión de 154.093 hectáreas, es administrado por la Corporación Nacional Forestal, CONAF. Fue creado en 1983 y pertenece al Sistema Nacional de Áreas Silvestres Protegidas del Estado.

La temporada de visita de este parque es de septiembre a abril. Puedes ingresar desde Chaitén a la Carretera Austral, sigues hacia el sur hasta el poblado de La Junta, son aproximadamente 150 km. Desde ahí debes continuar 30 km más, y llegarás a la entrada del sector Pangue. Desde Coyhaique, por la Ruta 7 o Carretera Austral hacia el norte, hasta el arco en el camino que marca el límite sur del parque, son aproximadamente 170 km. En el camino te encontrarás con el mirador Piedra el Gato, donde podrás apreciar la potencia del río Cisnes.
En el parque puedes hacer excursionismo, paseos en bote, fotografía, recorrer en bicicleta, puedes acampar, pescar, entre otras tantas actividades. Del Alto Nevado, su cima más alta (2225 mt) nace el Ventisquero Colgante. En sus bosques andinos patagónicos te encontrarás con especies nativas como la lenga y el coigüe de Magallanes y sus en sus bosques siempreverde encontrarás coigüe de Chiloé, tepa y canelo.
Dentro de su fauna se destacan aves como el carpintero negro, el cóndor y el chucao el huet-huet, la cachaña, el martín pescador y cisnes de cuello negro. En cuanto a mamíferos, habitan en este parque el pudú, la guiña, zorros culpeos y el puma. Y Hacia la costa, en las aguas del Fiordo Queulat y del Seno Puyuhuapi, se ven toninas y lobos marinos.
Pudú
Dentro de sus atractivos encontrarás el Sendero Ventisquero Colgante, luego de caminar por un bosque siempreverde, cruzando por una pasarela el río Ventisquero, aparecerá ante tus ojos esta enorme masa de hielo que cae como cascada desde un enorme surco en la montaña. Es el lugar más emblemático del Parque.
Ventisquero Colgante
También puedes recorrer el Sendero Laguna Témpanos, cercano al ventisquero colgante y que se presenta sin mayor dificultad para recorrerlo. Tiene una extensión de 600 metros.
Ventisquero Colgante
En la búsqueda de la mítica ciudad de los Césares, el sacerdote Jesuita José García Alsué recorrió la zona correspondiente al parque Queulat en 1776. La cascada hasta donde llegó se le conoce como el Salto del Padre García, la que cuenta con un mirador dentro del bosque.
Si te gustan la fantaciencia, el Sendero Bosque Encantado te evocará aquellos paisajes de cuento. Son 1,700 metros de sendero, ascendiendo a través del bosque siempreverde cruzando por sobre el límite arbóreo, su dificultad es baja a media. Al final de su recorrido llegarás a una laguna con témpanos, justo en el lugar donde nace el Río Cascada.
Bosque Encantado Parque Queulat
Y para los más experimentados está el Sendero a Río Guillermo, con una extensión de 4 kilómetros construidos y desde donde puedes apreciar la variedad del siempreverde.
Al partir no olvides visitar Puerto Puyuhuapi, el principal pueblo de este parque, una hermosa y pequeña aldea portuaria, fundada en 1932, por Augusto Grosse, Karl Ludwig y Otto Ubel. Te encontrarás con casonas de madera y el vestigio de la historia de colonización alemana en Aysén.

 

Club de Amigos Carretera Austral
Club de Amigos de Carretera Austral HAZTE MIEMBRO AQUÍ

Tu Nombre Completo (requerido)

Tu Correo (requerido)

 
 

Comenta en Facebook

Facebook